lunes, 7 de marzo de 2016

Águila Roja contra Los Tres Mosqueteros (no oficial)

Siglo 16. Francia está desarrollando armas experimentales debido a la constante amenaza del Imperio Español que controla el rico y basto continente americano. En secreto la monarquía española envía a Águila Roja para que investigue los movimientos de los franceses. Un barco de esclavos llega Francia desde el África, un grupo de mosqueteros vigila a los mercenarios que controlan la valiosa carga. De este barco baja un hombre encapuchado y con un sucio traje. Lo capturan un grupo de mosqueteros.
-D'Artagnan queda arrestado por promover la piratería en alta mar. Dijo un mosquetero.
-Yo solo cumplo con mi trabajo. Déjenme hablar con sus superiores. Dijo D'Artagnan, siendo llevado al cuartel de los mosqueteros, donde le mostró los planes expansionistas de la corona española en el continente africano:
-España con su poderosa flota marina ha atacado algunas guarniciones nuestras y tomando nuestros territorios, que habíamos colonizado. Explico D'Artagnan.
-No tenemos una poderosa flota ni contamos con los recursos para formarla. Estamos en desventaja. Esto es un horror y una ofensa para nuestros superiores. Dijo Athos.
-Con los inventos de Leonardo Da Vinci, neutralizaremos a la Monarquía Española. Dijo Aramis.
Cuando del techo de su cuartel cae un hombre vestido de rojo. El cual es rodeado por los mosqueteros. El extraño guerrero saca dos espadas y se pone en una posición poco usual. Los mosqueteros sacan sus mosquetes. El guerrero tira al suelo unas conchas de mar, las cuales explotan y crean una cortina de humo. Se escuchan disparos y gritos por las cortadas de las espadas del extraño espadachín. D'Artagnan logro evitar que el extraño guerrero huya, contándole su fuga por una de las ventanas del cuartel de los mosqueteros.
-Quien sos vos!!!!Dijo D'Artagnan.
-Soy Águila Roja, el mejor espadachín español.     
-Pero sos un bruto, pues cayó a nuestros pies. Aunque pelea como un guerrero oriental, no conoce muy bien nuestros territorios. Cuestiono D'Artagnan.
-Fuimos entrenados por el mismo maestro en el arte de la guerra hace unos pocos años atrás. Solo que yo soy su mejor discípulo. Se jacto Águila Roja.
-El arte de la guerra lo aprendí en las calles. Aunque si tuve un maestro oriental, el cual fue asesinado por un sucio mercenario español. Dijo D'Artagnan.
Trancándose en un duelo de espadas entre Águila Roja y los Tres Mosqueteros, apoyados por otros mosqueteros. Águila Roja lanza una cuerda y llega hasta los techos de los muelles. Pero los mosqueteros traen los cañones y más mosqueteros. Águila Roja lanza sus cohetes chinos contra los cañoneros, destruyendo algunos de estos e incendiando parte del muelle. Pero los Tres Mosqueteros logran rodear a Águila Roja en la azotea de una cantina cercana. Cerrando de esta manera su huida. Los cuatro demuestran sus habilidades con las espadas, quedando Portos herido en medio del combate nocturno. Sin embargo, Aramis, Athos y D'Artagnan son persistentes. Logrando causarle algunas cortadas al temerario Águila Roja. Águila Roja al darse cuenta que estaba siendo superado en número y armas, prefiere lanzarse al mar. Los mosqueteros disparan al océano todas sus balas. De las profundidades el mar, aparece una capa roja en un charco de sangre. Dos años después en España, Águila Roja reporta el primer enfrentamiento entre tropas francesas y españolas en el África. Se inician las hostilidades entre ambas potencias por el dominio de los siete mares.  

No hay comentarios: