lunes, 25 de enero de 2016

X-Files: Los Ultraman (no oficial)

Informe XF-006633 del Comando Central del FBI. Entre la Primera y Segunda Guerra Mundial se reportaron enfrentamientos entre gigantes seres humanoides con monstruos gigantes en todos los países asiáticos del Océano Pacifico. Servicios de inteligencia de las fuerzas en conflicto buscaron la forma de capturar estas gigantescas criaturas espaciales. La SS Nazi tomo esos reportes de inteligencia como una señal para que Hitler purificara al mundo del corrupto capitalismo occidental. Mientras que para la Monarquía japonesa significaba malos augurios, pues esos gigantes aparecían y desaparecían en minutos, luego de terminados sus batallas.
Durante la Guerra Fría, el gobierno japonés creo diferentes grupos especializados en la lucha contra los gigantescos monstruos alienígenos que planeaban destruir o conquistar nuestro planeta. Siendo Japón protegido por los seres de luz, llamados los Ultraman. El gobierno japonés siempre ha negado la existencia de los Ultraman, pese a sus avistamientos. 
En el presente, los agentes Fox Mulder y Dana Scully viajan a las ruinas de un templo perdido en Kyoto, Japón. El arqueólogo Satoshi Hayata lleva los agentes del FBI a una pequeña isla que conforma una parte de Japón. Esta isla está cubierta de abundante vegetación, pero en su interior se han encontrado los restos de civilización paleolítica conectada con una extraña cueva. Los agentes Fox Mulder y Dana Scully quedan sorprendidos por lo que ven.
-Miren, en los muros de esta cueva hay grabados dibujos del enfrentamiento de seres gigantes con animales mitológicos. También hay monolitos con caras extrañas. Dijo Dana Scully.
-Esos monolitos tienen la cara del primer Ultraman e indican que los pueblos primitivos de Japón tuvieron una relación muy íntima con estos dioses antiguos.
-Hayata, si lo que dices es cierto, eso implicaría que Japón ha tenido mucha influencia alienígena y que sus grandes avances tecnológicos se deben a esa relación. Explico Mulder.
-Solo que en esta isla se realizaban sacrificios humanos para calmar la furia de los dioses, según demuestran los rastros de sangre y los cráneos hallados aquí. Eso lo confirma, un informe arqueológico de 1987. ¿Por qué los Ultraman harían eso? Cuestiono Scully.
-Esos hallazgos se encontraron al norte de esta pequeña isla y el Dios de esa tribu primitiva era un dragón de cinco cabezas que podía tomar la forma humana, según algunas leyendas en todo el continente asiático dominado por China. Explico Hayata.  
-En esta piedra tallada cuenta una historia tallada en alto relieve. Cuando un meteorito se estrelló en esta isla, dos gigantes lucharon. Uno era un ser humaoide gigante y el otro era un criatura, mitad dragón y mitad insecto. Aunque el monstruo fue derrotado, el gigante mal herido, no tuvo más opción que fusionarse con un humano…. Explico Mulder.
-Lamentablemente, esta piedra se quebró y perdió una gran pieza. Esta piedra fue dañada durante un bombardeo sobre Japón durante la Segunda Guerra Mundial. Sabemos que era rectangular. Los antiguos japoneses guardaban su conocimiento en estas rocas contando historias al estilo manga o lo que ustedes llaman comic. Explico Hayata.
-Para este lado de la cueva hay dibujado un mapa de las estrellas, a su lado hay un gigante cogiendo una nube de estrellas. También hay un extraño dibujo de nuestro sistema solar. Tómenle fotos para poder estudiar con detenimiento este mapa estelar. Dijo Mulder. 
Los agentes Fox Mulder y Dana Scully cuando estaban saliendo de la cueva vieron con asombro como un Ultraman se enfrentaba a un monstruo gigante. Este Ultraman destruía al monstruo y desaparecía en las profundidades de las nubes. Cuando los agentes Fox Mulder y Dana Scully llegaron a su hotel en la ciudad de Tokio, entraron a su laptop y buscaron la información sobre los mapas estelares dibujados en esa mítica cueva. Cotejando datos e imágenes, llegaron a la conclusión que el mapa estelar señalaba la galaxia de Nébula M-78, posible hogar de los Ultras.

No hay comentarios: